Gonzalo Polanco, Director Centro de Estudios Tributarios y Javier Jaque, Profesor Centro de Estudios Tributarios, Facultad de Economía y Negocios, Universidad de Chile, Diario Pulso

Cuatro abogados tributaristas hacen un balance de cómo queda el escenario impositivo en Chile tras la reforma despachada por el Congreso la semana pasada y que será ley antes de fin de mes. Según los especialistas, el hecho de que en adelante convivan dos regímenes, el de renta atribuida y el parcialmente atribuido, complejizará mucho el sistema, lo que hará difícil el proceso de implementación y puede implicar además que no se reduzcan la elusión y la evasión, pese a las mayores medidas de control.

¿El nuevo sistema tributario que resulta de la reforma, es mejor o peor que el vigente hoy?

Javier Jaque - Socio Tax & Legal de KPMG en Chile:

El nuevo sistema recauda más que el anterior lógicamente, porque ese es el objetivo y se está elevando la tasa. Asimismo, no hay duda de ningún técnico en la materia que el nuevo régimen será más complejo. La pregunta si queda mejor o peor depende de la perspectiva: a nivel de arcas fiscales está mejor porque recauda más, pero a nivel de los contribuyentes naturalmente va a dificultar el cumplimiento tributario.

Nicolás Ulloa - Socio Área Legal y Tributaria PwC Chile:

Estimamos que el sistema es más complejo ya que existirán dos sistemas paralelos, el de renta atribuida y el sistema integrado parcial. En este sentido, se deben llevar nuevos registros y también registrar el FUT histórico.

Gonzalo Polanco - Director ejecutivo del Centro de Estudios Tributarios de la U. de Chile:

Si comparamos el sistema como va a quedar a partir de 2017, en relación al que actualmente está vigente, es más complejo y eso se debe a que se van a multiplicar los registros que es necesario tener. No obstante, si comparamos este proyecto con el original que envió el gobierno es un poco más simple, en términos que le permite una opción a la empresa que tenga mayores dificultades para llevar la renta atribuida.

Claudio Salcedo - Abogado socio de Salcedo & Cía, Abogados + Auditores Tributarios:

Claramente es más complejo, porque de dos libros que se manejan, ahora se pasarán a manejar otros ocho archivos. Será un sistema complejo de administrar para el SII y para el contribuyente, tanto en fiscalizacion como en pago. Por ejemplo, va a ser un tremendo problema para los inversionistas de sociedades anónimas ponerse de acuerdo sobre qué mecanismo optar entre renta atribuida y parcialmente integrada, y ahí el controlador va a ejercer su peso.

¿Cuáles son los principales problemas de implementación que se producirán con la reforma?

Javier Jaque - Socio Tax & Legal de KPMG en Chile:

La falta de conocimiento que será natural de todos los contribuyentes, luego de un sistema tributario que se utilizó durante 30 años. Ahora partimos de cero, entonces van a haber muchos que tendrán esa dificultad. Lo otro es la duda acerca de la elección de cuál de los dos sistemas es el que las empresas deben tomar. Hay bastante incertidumbre e inquietud y de hecho las empresas están tomando asesorías para ver cuál les conviene más.

Nicolás Ulloa - Socio Área Legal y Tributaria PwC Chile:

La cantidad de información y declaraciones que deberán hacer los contribuyentes es mucho mayor que la actual, lo que originará mayores costos y hará complejo el sistema. Además está el tema respecto de si el Servicio de Impuestos Internos será capaz de manejar y controlar toda la información que se les exigirá a los contribuyentes.

Gonzalo Polanco - Director ejecutivo del Centro de Estudios Tributarios de la U. de Chile:

Un primer desafío apunta a la capacitación. Este es el cambio más importante desde 1984, entonces no resulta razonable que en 2015 se pretenda que los contribuyentes van a aprender sólo por el temor de que el SII los va a multar. El segundo es el relacionado con la implementación práctica de los registros, y muchos temas de detalle que hay que ver a través de circulares y que el SII va a tener que regular oportunamente. El tercero, cómo se van adaptando las empresas, especialmente las pymes.

Claudio Salcedo - Abogado socio de Salcedo & Cía, Abogados + Auditores Tributarios:

Como habrá renta atribuible, el SII te va a atribuir una renta y después te determinará cuál es tu tasa; entonces hará una declaración en el pago y después puede haber mucha restitución o devolución en impuestos. También para nosotros los asesores habrá un problema, que es el tema del cumplimiento tributario, que es súper complejo al momento de mantener bien todos los registros existentes.

¿Cuál de los dos sistemas va a primar y será el principal para la recaudación?

Javier Jaque - Socio Tax & Legal de KPMG en Chile:

Para los contribuyentes grandes el de imputación parcial, y para los más pequeños el de renta atribuida. Pero cada contribuyente debe hacer un estudio sobre su comportamiento de retiro: mientras más altos sean éstos en comparación a las rentas generadas, más le conviene el de renta atribuida porque difiere menos. Ahora, si se tiene muchos proyectos de inversión, mejor el de imputación parcial. A los propietarios de empresas que más cerca estén de tasas efectivas altas les convendrá la renta atribuida, porque así toman todo el crédito.

Nicolás Ulloa - Socio Área Legal y Tributaria PwC Chile:

Las empresas grandes optarán por el integrado parcial, ya que tendrá una tasa de Impuesto de 1a Categoría de 27%, en cambio si eligen el atribuido, su tasa final podría llegar al 35% al atribuir la utilidad de la empresa a los socios finales. Las empresas pequeñas o donde los socios finales retiren toda la utilidad, se irán por la renta atribuida, ya que su tasa global podría ser igual o inferior a 25%.

Gonzalo Polanco - Director ejecutivo del Centro de Estudios Tributarios de la U. de Chile:

La mayor parte de los contribuyentes, como está afecto a tasas de impuestos personales que no son tan altas, van a optar por el de renta atribuida porque en esos casos, más que tener problemas, te pueden incluso devolver impuestos en abril. En términos de recaudación, probablemente las grandes empresas van a optar por un sistema de integración parcial.

Claudio Salcedo - Abogado socio de Salcedo & Cía, Abogados + Auditores Tributarios:

Es muy difícil aventurar, porque depende de la situación de cada contribuyente. Hay que hacer un gran análisis. De hecho, hay distintas simulaciones dependiendo de los montos estimados para retiro y el tipo de entidad legal. Ahora las pymes ya están claras, porque hacen retiros y el suyo será un sistema casi de flujo de caja.

¿Esta reforma cierra la discusión tributaria por muchos años?

Javier Jaque - Socio Tax & Legal de KPMG en Chile:

Todo va a depender de cómo se comporte la economía, porque si se torna más negativa (que lo actual), naturalmente habrá que encontrar nuevas fórmulas de incentivo a la inversión y esas fórmulas muchas veces van vinculadas al tema tributario. Si esto fuera mal en términos económicos, habría que flexibilizar el sistema.

Nicolás Ulloa - Socio Área Legal y Tributaria PwC Chile:

Dado que esta reforma es muy profunda, subiendo de manera considerable los impuestos, es de esperar que no hayan nuevos cambios en el corto plazo. Sin embargo, en el escenario que el país se siga desacelerando, un próximo gobierno podría ir hacia la simplificación del sistema o incluso bajar las impuestos.

Gonzalo Polanco - Director ejecutivo del Centro de Estudios Tributarios de la U. de Chile:

Es razonable que en una reforma tan importante como ésta exista la necesidad de dictar normas adecuatorias. Además, la economía cambia muy rápido y está reforma deja desafíos pendientes, por lo que no creo que vaya a cerrar la discusión para 20 o 30 años. Es entendible que en el futuro se plantee otra modificación, aunque quizás no en la magnitud de la de ahora.

Claudio Salcedo - Abogado socio de Salcedo & Cía, Abogados + Auditores Tributarios:

Lo más probable es que en los próximos años se encuentren otros temas que no están resueltos ahora. Creo que de aquí al 2017 van a haber otras reformas que optimicen o mejoren los errores. Pero incluso más que eso, me atrevería a decir que primará la cordura y habrá una gran reforma antes de que entren en vigencia estos dos sistemas, que lo simplifique a uno solo que sea fácil de administrar.

¿El nuevo sistema combatirá mejor la evasión y elusión que el actual?

Javier Jaque - Socio Tax & Legal de KPMG en Chile:

Cada vez que se incrementan los impuestos la evasión está probada que sube, porque hay mayores incentivos a evadir: tengo que pagar más. También en tiempos de recesión está probado que sube. Y en Chile quizás tenemos las dos en este minuto. Va a ser un proceso bastante interesante para la administración tributaria el controlar esta tendencia que se da en los países en desarrollo.

Nicolás Ulloa - Socio Área Legal y Tributaria PwC Chile:

Por un lado hay mayores normas de control, por lo cual la evasión debiera disminuir. Sin perjuicio de esto, se debe contar con los fiscalizadores suficientes para controlar esta información, ya que de lo contrario estas normas no tendrán mucha eficacia.

Gonzalo Polanco - Director ejecutivo del Centro de Estudios Tributarios de la U. de Chile:

No existe el nivel de evasión o elusión cero, porque además de que se necesita implementar un sistema muy caro, se tendría que tener un ejército fiscalizador y ningún país lo logra. Creo que con esta reforma se minimizan o se cierran las puertas de la elusión y la evasión, ya que existe una norma general anti evasión que fortalece al SII.

Claudio Salcedo - Abogado socio de Salcedo & Cía, Abogados + Auditores Tributarios:

Es difícil saberlo. Sé que va a ser más complejo. Lo que sí me atrevo a decir es que habrá más litigios con el SII. Las causas en los Tribunales Tributarios y Aduaneros van a aumentar. Y al ser un sistema más complejo y no simplificado, al contribuyente le cuesta cumplir. Lo engorroso del sistema puede llevar a caer en cierto incumplimiento.

¿Cuáles cree que serán los sectores más afectados con este cambio impositivo?

Javier Jaque - Socio Tax & Legal de KPMG en Chile:

El inmobiliario se ha visto bastante afectado y ya lo hemos notado. Hay estudios al respecto sobre lo que ahí está pasando.

Nicolás Ulloa - Socio Área Legal y Tributaria PwC Chile:

El sector inmobiliario es el que debiera verse mayormente afectado, principalmente porque a las inmobiliarias se les grabará con IVA la venta de viviendas. Asimismo, la disminución del crédito especial a las constructoras también debiera impactar a este sector.

Gonzalo Polanco - Director ejecutivo del Centro de Estudios Tributarios de la U. de Chile:

Hay varios sectores que van a tener que adaptarse. Además, hay que considerar que todos en alguna medida nos vemos afectados por la vía del alza de precios y eso es algo que todo aumento de impuestos produce.

Claudio Salcedo - Abogado socio de Salcedo & Cía, Abogados + Auditores Tributarios:

Las empresas de servicios van a recibir un tratamiento mucho más complejo, porque de alguna manera todas van a caer en el sistema atribuible. También al limitar la reinversión a ciertos montos, se está castigando la inversión de capital y se está privilegiando el uso de deuda. Además le pega a las constructoras y al sector automotriz, costo que al final se traspasa a la clase media, que será la más afectada.


Volver