estrategia1Gonzalo Polanco, Director  Centro de Estudios Tributarios, Facultad de Economía y Negocios, Universidad de Chile, Diario La Estrategia

El director del Centro de Estudios Tributarios de la U. de Chile recalcó que será necesario, en el futuro, seguir ajustando el proyecto de ley de reforma tributaria.

¿Qué opinión le merecen las indicaciones al proyecto de reforma tributaria?

—Hay que reconocer que el sistema será un poco más complejo de lo que conocemos hasta hoy. No obstante esto, me parece que las indicaciones van por el camino correcto, porque reflejan lo que es el protocolo.

¿La complejidad se da en términos de lograr más equidad?

—El sistema propuesto será menos complejo que el sistema original que se planteó, que si bien era un único sistema, era muy difícil de aplicar. En este sentido se ha sacrificado algo de equidad. Lo mismo se dijo respecto de la renta presunta, pero es inaplicable llevar a todos de un momento a otro a contabilidad completa.

¿Cómo se resolvió el tema de la reinversión?

—Me parece positivo que se mantuviera la posibilidad de poder invertir en distintos instrumentos, en distintas sociedades, inclusive en sociedades de inversiones. Se logró un buen equilibrio, porque se le entregan facultades al SII y se obliga a las empresas a informar qué reinversiones se realizan.

¿El detalle de información se dará sobre la reinversión local y hacia el extranjero?

—Tengo entendido que ambas se tienen que informar, pero lo que sale del país debe ser informado con más detalle. Además, la ley asume ciertas consecuencias por el hecho de no informar adecuadamente o por el hecho de que esa inversión se encuentre radicada en un paraíso fiscal.

—En su momento se advirtió que era inviable que el SII pudiera fiscalizar efectivamente la reinversión.

—Si al ponerse en marcha la reforma notamos que no tiene la suficiente capacidad habrá que pensar nuevamente en reforzar el SII, pero creo que es muy difícil hacer ese pronóstico ahora.

—También fueron eliminados los “retiros para reinvertir dentro de 20 días”, “retiros en exceso” y el carry back.

—El uso del carry back es el que más me genera conflicto, porque entiendo que hay sociedades que tienen pérdidas efectivas y no tendrían que pagar impuestos. Se podría haber establecido una limitación de carácter temporal.

¿Es suficiente el incentivo de retiro del FUT histórico?

—Es difícil que el FUT histórico se termine por esa medida. Los que mantienen este registro podrán decir: "tengo la seguridad de que a mí no me pueden afectar el régimen bajo el cual yo me adscribí y a mí no me conviene el incentivo". Deberemos acostumbrarnos a que un monto importante del FUT histórico quedará “congelado”.

¿Es esta reforma menos estructural que en un principio?

—Es la reforma más importante al sistema tributario desde 1984. Se comienza a cambiar la lógica del sistema. Claramente la reforma original era más radical al comienzo, en tanto que el acuerdo y las indicaciones implican una morigeración.

¿Será necesario ajustar la reforma en el futuro?

Es evidente que esta reforma necesitará ajustes. Es imposible colocarse en este minuto en todas las situaciones que se podrían dar. La clase política tendrá que capacitarse respecto de esta reforma.

¿Qué tema revisaría usted en específico?

—En Chile se da una situación bien particular. Por un lado queremos impuestos correctivos, pero también son industrias que son parte importante en nuestra recaudación. Si se desincentiva absolutamente la conducta nos quedaríamos sin recaudación, como en la industria del vino o la del tabaco.


Volver